Frutas y verduras de la temporada de otoño

Verduras de la temporadaLa Organización Mundial de la Salud recomienda ingerir al menos 5 piezas de fruta diarias. Es aconsejable escoger las propias de la temporada correspondiente, ya que aportan muchos más beneficios para la salud al contener un mayor aporte nutricional y conservarse en mejores condiciones. El otoño es una de las épocas más productivas en frutas y verduras, caracterizadas por su alto contenido nutricional y propiedades organolépticas.

Otoño: estación prolífica en frutas y verduras

Con la caída de las hojas y la llegada de los primeros fríos del otoño se recolectan nuevas frutas y verduras características de esta época. Es momento de decir adiós a las típicas acuosas del verano, perfectas para hidratarse y hacer frente a las bajas temperaturas, y recibir a otras con propiedades organolépticas y con mucho más valor nutricional, coadyuvantes de un óptimo estado de salud.

La globalización hace posible la existencia de todo tipo de frutas y verduras durante todo el año, lo que muchas veces impide distinguir cuáles son las propias de la temporada. Es importante saberlo, ya que se aconseja consumirlas en su época por su bajo costo, por su óptimo nivel nutricional y por sus numerosas propiedades saludables.

Frutas y verduras otoñales

El otoño supone la vuelta de los cítricos, los grandes aliados contra los resfriados al ser ricos en vitamina C y de los procesos de pérdida de peso por su bajo aporte calórico. Naranjas, pomelos, limones o limas ya pueden verse desde el mes de noviembre en el cualquier mercado. Un poco antes, en el mes de septiembre, se pueden saborear las granadas, las uvas, los kiwis, las manzanas y los plátanos, todos ellos ricos en fibra, potasio y vitamina C. A medida que el otoño discurre, otras frutas se incorporan al listado, como el caqui o la chirimoya. La época otoñal también es muy prolífica en la sección de verduras. Las más tempraneras son las acelgas, las berenjenas, las espinacas, las endivias, el puerro y el tomate. Después se reciben las más tardías, como la judía verde, la alcachofa, el apio, el brócoli, el calabacín, el cardo, la lombarda, la coliflor, las coles de bruselas o los guisantes. Todas aportan numerosos beneficios para la salud y ayudan a prevenir o mitigar dolencias puntuales. Así, por ejemplo, la berenjena y el calabacín tienen un elevado contenido en fibra perfecto para regular el tránsito intestinal, mientras que el brócoli tiene propiedades antioxidantes.

Imagen de geralt Similar Posts: